headerindex (1)
topbannermen

¡¡¡Corsarios tetracampeón!!!

Corsarios se consagró campeón del Tazón Austral XII tras vencer categóricamente a Tiburones por 33 a 8 y festejó por segundo año consecutivo mientras que los escualos sumaron cuatro subcampeonatos seguidos.
En el sábado de las finales, el clima se presentó ideal para ser testigo de la victoria de Yacarés sobre Aztecas para alzarse con la Copa por tercer año consecutivo en la categoría Juveniles y posteriormente para el gran evento del año: el Tazón Austral XII.
Ante una tribuna colmada en la sede Pacheco II del club Champagnat, Corsarios apabulló a Tiburones en un partido cargado de anotaciones.
El conjunto de César Liatti fue el primero en tener la posesión de la pelota y la aprovechó al máximo para golpear primero gracias a una gran corrida de Tomás Kouba para comenzar la serie y sucesivos acarreos de Federico Poy, Juan Cruz Elizalde y Gonzalo Musso. Fue este último quien consiguió la primera anotación del partido al cruzar la línea de gol para coronar la serie de 69 yardas y poner el marcador 7 a 0.
Tiburones buscó responder rápidamente y una buena devolución de patada de Augusto Bazán marcó el inicio de la marcha en la yarda 40. Sin embargo, el primer pase de Fernando Falluca tuvo un receptor indeseado para el mariscal escualo: Leandro Bosch saltó la ruta de su receptor e interceptó el envío para dar una nueva chance a la tripulación pirata de convertir. De todas maneras, la ofensiva de Poy no consiguió mover las cadenas y perdió la pelota por intentos. Tras un par de series truncas para ambos equipos, Tiburones buscaba descontar (ya en el segundo cuarto) comenzando desde su yarda 21, pero una gran jugada del defensive end Daniel Andreotti volvió a arrebatarle la posesión al equipo rojinegro: captura, balón suelto y recuperación, todo a cargo de uno de los mejores defensivos de FAA.
Con la pelota en la yarda 11 rival, Poy cruzó las diagonales por primera vez en la tarde y estiró la diferencia a 14 a 0.
El panorama siguió oscureciéndose para los escualos cuando Fernando Falluca corrió con la pelota y, al ser tackleado, sufrió una lesión que le impidió continuar jugando la final. Bazán pasó a colocarse al mando de la ofensiva pero sin demasiados recursos ante la situación adversa, ya que solo intentaron acarreos muy similares que se volvieron predecibles y para colmo de males, dos faltas personales establecieron una situación de primero y cuarenta. Desde ahí, la inexperiencia de Bazán para lanzar chocó con la veteranía de Poy que interceptó el envío del improvisado mariscal. Pese a la entrega, la defensiva de Tiburones se hizo presente con una intercepción cuando los piratas golpeaban a las puertas de la zona roja. Pero la tarde no estaba del lado de los pupilos de Falluca: en segunda y seis, una desinteligencia en el intercambio con el centro provocó que la pelota volara por encima de Bazán hasta la zona de anotación, donde fue recuperada por el defensivo Pablo Bazán que dejó el marcador 20 a 0 a la mitad.
La segunda parte continuó sin atenuantes para los escualos que comenzaron a mover las cadenas pero se encontraron nuevamente con las manos de Bosch que interceptó nuevamente para dar pie a una marcha que culminó con otra anotación de Poy. Tras el punto extra convertido por Gonzalo Paredes, el marcador quedó 27 a 0.
Ya en el último cuarto, la defensa de Corsarios volvió a interceptar a Bazán para dar pie a una nueva incursión a la zona prometida. Esta vez fue el linebacker Facundo Mazzini quien sirvió la posesión para que Musso consiga su segunda anotación personal. Antes, un tackle salvador de Tomás Mandelli que evitó un nuevo escape de Poy dejó lesionado al mariscal pirata que salió para no regresar en el partido.
Llegando al cierre, un mal snap en cuarto y once para Corsarios permitió que Tiburones descontara al empezar la serie en la yarda 11 rival. Una corrida de Bazán sumada a la conversión de dos puntos evitó que fueran blanqueados y decretó el marcador final de 33 a 8.
De esta manera, Corsarios ganó su segunda final consecutiva y se convirtió en el segundo tetracampeón de FAA junto a Cruzados.

LOS PREMIADOS
Antes de la entrega de la copa, se otorgaron los premios a los mejores jugadores de la temporada:

MVP: Federico Poy – Corsarios
Mejor ofensivo: Federico Poy – Corsarios
Mejor defensivo: Christian Brangold – Osos Polares
Novato del año: Miguel Martín y Herrera – Corsarios

Author

Hugo Ferreyra