headerindex (1)
topbannermen

Osos Polares 2013

Difícil fue el año para Osos Polares. El equipo de Ferreyra sufrió, de ambos lados del balon, debido a algunas lesiones, a falta de intensidad en la defensiva y a una permeable línea ofensiva, se los vio varias veces en problemas.

Había tenido un buen 2012. Ya sea cómo safety, cornerback, corredor o receptor, Crespi cerró un gran año. Quizás el buen potencial que mostraron él y Pareta el año anterior hizo menos dolorosa la partida de Bonomo, uno de los mejores receptores de la Liga, a Jabalíes. Lo cierto es que al comenzar el año, las lesiónes de ambos jóvenes tomaron a la manada polar por sorpresa.
Al igual que en temporadas anteriores, la ofensiva fue comandada por Prigoshin. Logró superar las 600 yardas aéreas y, mediante escapadas, aportar mas de 300 para el juego terrestre, pero, aún así, se lo vio casi siempre acosado por las defensivas de turno. La línea de Osos no es una de las mejores de La Liga, sobre todo, luego de la lesión de Mike Smith, liniero ex jugador de la NCAA, División II. Debido a eso, lo que buscan los rivales de turno son 2 cosas: Presionar a Prigoshin cubriendo en zona (Cosa que fue bastante redituable porque fue interceptado 12 veces) y tratar de controlar a Catala: El ala cerrada cerro el año con 237 yardas en 18 recepciones. Gran año también de Ares, dándole los únicos 2 touchdowns aéreos a Prigoshin, mostrándose siempre cómo una buena válvula de seguridad. Por tierra el ataque fue un poco mejor; siempre bien llevado por Córsico y Tomada (Juntos superaron las 300 yardas) y pudimos ver un buen año del novato Golberg, tanto por tierra cómo por aire. La Ofensiva de Osos esta en plena maduración; si bien muchos ya llevan buen tiempo en la liga (Tomada, Córsico, Kurz) y otros cómo Prigoshin, Bianchi y Catala están en su mejor momento, aquí lo mejor está por venir de la mano de Crespi, Pareta y el antes mencionado Golberg, siempre y cuando se mantengan sanos.footballamericanoargentina007819futboltemporada2013temporadasem15osospolaresvscorsarios

Complicado el año… si, complicado. Tras la ya mencionada lesión de Crespi; Noriega, O´Neille, Golberg y Fogo tuvieron la difícil tarea de cumplir con la secundaria Polar. Si bien entre los más jóvenes pudieron sumar 28 derribos, aquí el que más se lució fue Noriega: A veces cómo Safety, y otras cómo linebacker, supo liderar a su equipo en derribes con 34 y fue el único Oso que supo interceptar, sumando 4 robos de balón. Primer gran problema polar: El robo de balones.
He aquí el segundo gran problema y, quizás, el mayor: La presión al mariscal. M. Geremía, Sronce, Kurz y el ya mencionado Noriega se reparten las 6 capturas del equipo. Claro, entre los primeros 3 suman 50 derribos, pero si no se hace hincapié a la presión, la cobertura en zona de esta casi inexperta secundaria queda a merced de receptores rivales, cómo sucedió ante Scala, Jali, Castaño Galvis o Smilasky.
Lo mejor que pudo hacer Osos fue, eso si, detener la carrera, con un gran trabajo, desde la línea, de Tomada y A. Geremía (contabilizando 30 tackleadas entre ambos) y con Vivante (25 derribos) y De Luca (13 tackleadas) cómo apoyadores. Con un poco más de presión y concentración, la defensiva polar puede triunfar en grande.

Osos es un equipo de Contrastes. Varios jugadores muy jóvenes o varios jugadores cerca del retiro. Hay mucho, mucho potencial tanto a la ofensiva cómo a la defensiva, pero debe aprovecharse bien. Es posible que el año que viene también sea un año complicado, pero el 2015 promete ser un año Polar.

Author

Federico Motolo